diciembre 10, 2019

Cuidados de Otoño e Invierno

Los cuidados de la piel varían de acuerdo a cada estación. Te proporcionamos aquí algunos consejos, para que estés bien y saludable los meses más fríos del año.

Durante los meses de frío pierde tonicidad, se reseca con facilidad o envejece en forma precoz.

También suelen aparecer manchas y hasta se profundizan algunos pliegues faciales. Entonces, ¿cómo devolverle a la piel su aspecto natural? ¿Qué recomendaciones se pueden seguir para protegerla de los cambios de temperatura? Especialistas en dermatología brindan algunas claves.

Consejos:

1. Hazte una limpieza de cutis antes de empezar la estación para que las bases de maquillaje y las cremas se adapten mejor a tu piel durante la temporada.
2. Utiliza una crema nutritiva por la noche específica para tu tipo de piel.
3. También puedes aplicarte un serum vigorizante si notas tu piel apagada.
4. Utiliza mascarillas dependiendo de tu tipo de piel.
5. En maquillaje al igual que en el invierno, la tendencia es a utilizar tonos más tierras y apagados aunque recuerda que en maquillaje no hay reglas si hay un color que te gusta utilízalo.
6. Utiliza una base de maquillaje que se adapte a tu tono y tipo de piel

En el Otoño:

Oscurece tu cabello: Baja uno o dos tonos los mechones de tu cabello que se han aclarado por efecto del sol para que luzcan más naturales y sanos. Según aseguran las coloristas de las celebridades: “un tono más cálido favorece a la piel brindándole más luminosidad”.

Aplícate mascarillas en el rostro: Prepara tu cutis para el duro clima invernal usando una mascarilla: hidratante para piel seca, calmante si tu piel es sensible y purificante si tienes tendencia al acné.

Hazte un tratamiento facial en un spa: Si solo vas a hacerte uno en el año, el otoño es ideal. Para eliminar las células muertas y reafirmar tu piel después de pasar el verano bajo el sol, nada mejor que unos tratamientos de AHA (Alfa Hidroxic-Acidos) para hidratar y estimular la regeneración celular y retinol para paliar los efectos secundarios de la sequedad en la piel.

Cuida tus pies: La visita obligada a un pedicurista debe ser cada 30 días, sin embargo muchas veces no se cumple con este deber. Es necesario cuidar la salud de tus pies y tratar cualquier problema que puedan presentar.

En el Invierno:

Exfolia tu piel: La piel necesita mayor humectación en la estación invernal, pero las cremas y lociones no cumplen su función si los poros se encuentran bloqueados por una capa de piel seca. Usa un jabón suave para el cuerpo que contenga exfoliantes como urea o alfa hidróxidos para eliminar esas capas resecas que se presentan en esta época.

Humecta tu cuerpo: Después de la exfoliación, aplícate una capa de humectante con bloqueador solar por la mañana y antes de acostarte una crema nocturna espesa.

Depílate con láser: Esta técnica ataca los pigmentos más oscuros de los vellos, por lo tanto mientras más contraste haya entre tu vello y piel obtendrás mejores resultados.

Evita mucho esmalte: Estudios dermatológicos recientes determinaron que las uñas quebradizas se presentaban en mayor porcentaje en mujeres que usaban quitaesmalte al menos dos veces al mes. El clima seco y frío también causa estragos en tus manos, por lo tanto es conveniente evitar el esmalte y humectar manos y uñas todos los días. Puedes dar brillo a tus uñas con una lima de tres caras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *